Derecho a intérprete: la traducción ha de ser efectiva y eficaz. Absolución del condenado.

La Sentencia de la Audiencia Provincial de Tarragona de fecha 21 de marzo de 2017 absuelve al condenado por un delito leve de hurto al considerar que el intérprete le tradujo únicamente pasajes aislados de la vista de manera breve.

El derecho a intérprete forma parte del contenido material del derecho de defensa, determinante de que el imputado conozca la existencia del proceso que le afecta, su imputación, los documentos, informes y cualquier diligencia que le afecte, y que comunique con su abogado. Forma parte de los derechos y garantías que se recogen en el artículo 24 de la Constitución, tal y como de manera clara y contundente ha determinado el Tribunal Constitucional; la Sentencia nº 74/1987 de dicho tribunal lo incluye dentro del artículo 24.1 CE , dada la interdicción de indefensión y la Sentencia nº 387/1988 del mismo órgano, que atiende a su instrumentalidad y lo anuda al fin de una defensa adecuada para la obtención de un proceso o juicio justo ( en el mismo sentido, SSTC 5/1984 , 71/1988 , 30/1989 ).

 

En cuanto a la cuestionada calidad de la traducción en este caso, la doctrina del TEDH ha sido muy clara y contundente respecto de este aspecto. En el caso Kamasinski contra Austria, de 19 de diciembre de 1989, se sienta la obligación de las autoridades competentes de ejercer vigilancia sobre el desempeño de la función de interpretación o traducción, rechazando que la responsabilidad termine por la mera designación de intérprete; en igual sentido la sentencia Lagerblom vs. Suecia, de 14 de enero de 2003 . En la misma línea estaba Brozicek vs. Italia , de 19 de diciembre de 1989, por la que el TEDH atribuye al tribunal la carga de la prueba de comprensión de la lengua por parte del inculpado. Cuscani vs. Reino Unido, de 24 de septiembre de 2002, que de manera contundente atribuye al juez la responsabilidad de la necesidad del intérprete al expresar que el guardián último de la equidad del procedimiento era el Juez.

 

El derecho al intérprete solo se entiende en relación con la naturaleza instrumental que tiene al servicio de la defensa. El desconocimiento de la lengua del proceso se convierte en un obstáculo que puede impedir el adecuado y equitativo desarrollo del derecho de defensa; la sentencia de la Gran Sala , en el caso Hermi vs. Italia, de 18 de octubre de 2006, invocando como precedente la sentencia de 24 de septiembre de 2002, en el caso Cuscani contra Reino Unido , se afirma que sin perjuicio de que la defensa corresponde esencialmente al acusado y a su abogado, tanto de oficio como elegido libremente , los tribunales internos son los últimos garantes de la equidad del proceso, incluso en lo que respecta a la eventual falta de traducción o de interpretación a favor del acusado. Por lo tanto, existe una obligación del juez de valorar la necesidad de intérprete y vigilar y garantizar la calidad de su actividad.

 

 

 

La Audiencia considera que en el caso de autos, visionada la grabación de la vista se aprecia como la intérprete no procede a realizar una traducción que se supone íntegra más que de la declaración del acusado; no así de la declaración de los testigos de cargo en que únicamente y de manera breve al final de la intervención de los mismos a preguntas de cada una de las partes, se dirige al acusado.

 

La función del juez no acaba con la designa de un intérprete en los términos del art. 441 LECr entre los que tenga título oficial de los suministrados en el caso de Cataluña con competencias en la materia y donde no se integran en la plantilla funcionarial, por la empresa privada que tiene la concesión del servicio. El juez debe velar porque la traducción sea efectiva y eficaz; es evidente que puede no tener los conocimientos del idioma que le permitan controlar la calidad intrínseca de la traducción, pero en cualquier caso puede controlar la calidad extrínseca de la misma, que pasa necesariamente, porque se produzca una traducción total, lo más ajustada a la literalidad posible y simultánea al desarrollo del proceso.

 

Los comentarios están cerrados.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑